Archive | abril, 2012

Los recortes nos dejan De Piedra (Granada)

27 Abr

Mañana templada del Abril andaluz.

Granada se despierta perezosa, taciturna. La ciudad conoce como nadie el malestar de sus gentes, respira trabajosa en estos tiempos de recortes en Sanidad y Educación.

La sorpresa se presenta bien temprano, cuando un nutrido grupo de granaínos ilustres deciden abandonar su gélido silencio:

Artistas de la talla de Federico García Lorca, Pedro Antonio de Alarcón, Elena Martín Vivaldi o María “la Canastera” quisieron ponerse en la piel de los pacientes y pedir una asistencia masiva a la concentración del 9 de Mayo en Madrid. Otros célebres, como San Juan de Dios, la reina Isabel La Católica e incluso el torero Frascuelo quisieron acompañar a la ciudad en su defensa de una Sanidad Pública, Sostenible y de Calidad.

También el famoso militar Fernández de Córdoba y Aguilar conocido como “Gran Capitán” acudió a la cita, ataviado con una enorme mascarilla que rezaba “La Sanidad en Cuarentena”.

Desde @SOSPublica queremos agradecerles su apoyo y su escucha paciente y comprensiva.

Image

Image

*Ninguna estatua fue dañada ni maltratada durante la sesión de fotos. De verdad.

Tenemos Motivos

27 Abr

El Sistema Nacional de Salud se encuentra seriamente amenazado. Las continuas políticas de recorte y reestructuración sanitaria llevadas a cabo, se aceleran en un contexto de crisis multisistémica que no ha tenido precedentes y que facilitará el desmantelamiento de un derecho fundamental de cualquier ser humano, el derecho a la protección de su salud.

Ante un panorama sociopolítico desolador queremos ofrecer un punto de inflexión y de debate, invitando a toda la ciudadanía a manifestar su indignación y descontento contra las estructuras formales de representación (partidos políticos y sindicatos), los medios de comunicación, los mercados, la apatía social y cualquier otro elemento que esté minando nuestro Sistema Nacional de Salud. Es hora de generar un cambio y ser dueños y protagonistas de nuestra propia realidad.

5 argumentos para la indignación en sanidad:

  • ·Sanidad Instrumentalizada: estamos cansados de que los partidos políticos utilicen nuestra Sanidad como moneda de cambio, pervirtiendo su uso y utilizándola para satisfacer intereses electoralistas sin que imperen unos criterios mínimos de responsabilidad y sostenibilidad del bienestar común (1).

 

  • ·Sanidad sostenible: poner en duda la solvencia económica de nuestra sanidad es un argumento falaz y malintencionado. Nuestro Sistema Nacional de Salud genera un gasto público (6,5% del PIB) por debajo de la media de la OCDE (6,8%) y de la UE-15 (7,3%) (2) (3). Hemos de ser conscientes de que la sostenibilidad económica del Estado se encuentra gravemente amenazada desde otros contexto: evasión fiscal estimada en un 23,8% del PIB, impuestos poco justos u otras deudas ministeriales mucho mayores (en defensa, por ejemplo, 30.000 millones de €, una cifra extremadamente superior a la de sanidad) (4). La sostenibilidad del Sistema Nacional de Salud ha de significar que se pueda garantizar la asistencia universal e integral de cualquier persona que viva en nuestro territorio sin exclusión de ningún tipo.

     

  • ·Sanidad mejorable: aunque la sostenibilidad económica de nuestro Sistema Nacional de Salud es perfectamente demostrable, nos enfrentamos a una estructura que necesita serias mejoras. Resulta urgente una evaluación detenida y sosegada de los servicios sanitarios que permita identificar las verdaderas ineficiencias del mismo, así como aquellos elementos organizativos que, de forma perversa, ponen en duda su correcto funcionamiento (5). El estudio de la variabilidad en la práctica clínica y un desarrollo de la misma fundamentado en el uso adecuado de la medicina basada en la evidencia y de tecnologías  sanitarias son elementos imprescindibles para llevar a cabo esta tarea (6) (7). Una desinversión inteligente en sanidad no equivale a políticas de recorte indiscriminado (8).
  • ·Sanidad malintencionada: las actuales reformas de nuestro Sistema Nacional de Salud, tanto a nivel nacional como autonómico, se están llevando a cabo de forma improvisada y conscientemente malintencionada. Dichas reformas responden no tanto a demandas concretas de la ciudadanía sino al dictamen externo del mercado y “tecnócratas”. Sus consecuencias a largo plazo (deterioro de la salud y bienestar de la población (9) (10) (11), más endeudamiento (14) y descontento con nuestros servicios sanitarios) serán los elementos que justifiquen la puesta en venta de un derecho fundamental: la protección de la salud. Todo ello acompañado de una paulatina pérdida de soberanía sobre nuestros servicios básicos que ya estamos sufriendo.
  • ·Sanidad en venta: los criterios económicos de contención del déficit, la adaptación de la sanidad a modelos propios del mercado y el incentivo gubernamental de la gestión público-privada, han convertido nuestro Sistema Nacional de Salud en una jugosa mercancía con la que especular. La gestión mixta, sin haber demostrado en experiencias previas utilidad clara (salvo para el capital privado) (12) (13) (14) (15) se está extendiendo peligrosamente, cerrando un círculo vicioso que no podremos romper.
 
(1) Peiró S, Artells Herrero JJ, Meneu R. Identificación y priorización de actuaciones de mejora de la eficiencia en el Sistema Nacional de Salud. Gac Sanit. 2011; 25:95-105.
(2) OECD Health Data 2011
(3) European Commision. Eurostat. Statistics, Health care expenditure. Consultado el 1/5/2012.http://epp.eurostat.ec.europa.eu/portal/page/portal/health/public_health/data_public_health/database
(4) Defensa finiquita los grandes programas de armas y reduce el número de militares. Publicado en elmundo.es. Consultado el 1/5/2012. http://www.elmundo.es/elmundo/2012/04/03/espana/1333459522.html
(5) Eirea Eiras C, Ortún Rubio V. Incentivos financieros en la mejora de la calidad asistencial. Informe SESPAS 2012. Gac Sanit. 2012. doi:10.1016/j.gaceta.2011.11.006
(6) Bernal-Delgado E, Ortún-Rubio V. La calidad del Sistema Nacional de Salud: base de su deseabilidad y sostenibilidad. Gac Sanit. 2010; 24:254-8. 3.
(7) La sanidad pública ante la crisis. Recomendaciones para una actuación pública sensata y responsable. Documentos de debate. Asociación Economía de la Salud.
(8) Gutiérrez-Ibarluzea I. Desinversión basada en la evidencia en España. Aten Primaria. 2010 doi:10.1016/j.aprim.2010.09.003.
(9) Stuckler D, Basu S, McKee M. Budget crises, health, and social welfare programmes. BMJ 2010; 340: 77-79
(10) Kentikelenis A, Karanikolos M, Papanicolas I, Basu S, McKee M, Stuckler D. Health effects of financial crisis: omens of a Greek tragedy. Lancet 2011 doi:10.1016/S0140-6736(11)61556-0
(11) Stuckler D, Basu S, Suhrcke M, Coutts A, McKee M. The public health effect of economic crises and alternative policy responses in Europe: an empirical analysis. Lancet 2009; 374: 315-323.
(12) Pollock A M, Price D, Liebe M. Private finance initiatives during NHS austerity. BMJ 2011;342:d324
(13) Pollock A M, Shaoul J, Vickers N. Private finance and “value for money” in NHS hospitals: a policy in search of a rationale? BMJ 2002; 342: 1205–1209. 
(14)   O’Dowd A. PFI projects cost the taxpayer an extra £1bn at the height of the credit crisis. BMJ 2010;341:c7125 
(15) Treasury Select Committee Report on PFI Funding. UK Parliament.

Tras leer el BOE… deconstruyendo el SNS

24 Abr

Tras una lectura bastante detenida del Boletín Oficial del Estado publicado hoy con las medidas perpetradas adoptadas el viernes en el consejo de ministros que tienen relación con sanidad, pasamos a destacar los puntos de mayor interés general:

  • Se destruye la universalidad del sistema sanitario (aunque se diga lo contrario en las ruedas de prensa eso no basta), basando el nuevo sistema sanitario en las cotizaciones a la Seguridad Social y recuperando como trending topic  el término de “asegurado” (condición dada por el Instituto  Nacional de la Seguridad Social). Pere Ibern hace un comentario muy acertado en su blog (también merece la pena leer  la nota del Portal de salud de la Junta de Andalucía, con un subtitulo especialmente acertado “Del derecho a la condición de asegurado”). Los inmigrantes indocumentados quedan excluidos del sistema sanitario, teniendo acceso (ya da miedo decir “derecho”)  a atención de urgencias, maternidad y pediatría… lo que se llama un  acceso a una sanidad de mínimos. En el BOE aparece la palabra “universalidad” (o similar) en 3 ocasiones; la palabra “inmigrante” (o similar) ninguna; en ocasiones no hace falta nombrar las cosas para que sucedan (y simplemente nombrarlas no las convierte en reales, claro).
  • El sistema de copago de medicamentos se mantiene como se anunció el viernes pasado, ya lo      comentamos en un post anterior, sin novedades que añadir en las últimas 24 horas.
  • Se establecen tres niveles de cartera de servicios. En la cartera de servicios complementaria, cuyas prestaciones estarán sujetas a un sistema de copago similar al de los medicamentos, se incluye el material ortoprotésico de provisión ambulatoria (las cosas que se compran en una oficina de farmacia o similar, no incluye las prótesis de cadera del Rey en la privada) y el transporte sanitario no urgente; esto implicará que los pacientes de localidades lejanas a los centros sanitarios a los que tengan que acudir paguen más cuanto más lejos vivan… esto atenta frontalmente contra el principio de equidad (la palabra equidad aparece 6 veces en este BOE).
  • Se establecen unas características para desfinanciar medicamentos, esto es, para sacarlos de la financiación pública. Esto es algo que ya hemos comentado (y pedido) en varias ocasiones, porque el sistema sanitario financia medicamentos que no aportan nada sobre otros de igual efectividad, mayor seguridad y menor precio. ¿Alguna queja? Una y grande. En el BOE pone que uno de los requisitos para desfinanciarlos será

“Que el principio activo cuente con un perfil de seguridad y eficacia favorable y suficientemente documentado a través de años de experiencia y un uso extenso.”

    • Queremos creer que  es un error, pero las declaraciones de Ana Mato hablando desfinanciar medicamentos que tengan otros similares más modernos (como si la modernidad fuera un valor terapéutico) no nos dejan muy tranquilos. Si no fuera un error esto significaría un auténtico atentado contra el Uso Racional del Medicamento y la financiación de medicamentos basada en la evidencia… confiaremos en que sea un error (voy a repetir la palabra muchas veces para ver si se hace real, como con “universalidad” en el BOE).
  • Otra de las características para desfinanciar será “estar indicado para síntomas menores”. De esto ya ni merece la pena hablar porque Jaume Puig-Junoy ya escribió sobre ello. Esto no sólo no ahorra sino que puede hacer que aumente el gasto… pero seguimos tropezando con la misma piedra…

Seguramente habrá más cosas que destacar… pero con cada cosa que añado me parece que le estoy quitando relevancia al primer punto de todos que es el que de verdad me deconstruye por dentro

Como decía Dylan… “How many times can a man turn his head pretending he just doesn’t see?”

 

FUENTE: http://medicocritico.blogspot.com.es/ (Escribe: Javier Padilla)

Presentación y Convocatoria

20 Abr

Saludos,

Con este mensaje queremos haceros partícipes de la convocatoria de una jornada de protesta el día 9 de Mayo en Madrid frente al Ministerio de Sanidad:

Por una Sanidad Pública, Sostenible y de Calidad.

No a los recortes.

Nuestra intención es juntar el día 9 de Mayo al mayor número de gente frente al Ministerio de Sanidad. Nos presentamos como estudiantes de medicina a título invidivual, pero buscamos el apoyo y la presencia de todo tipo de gente. La Sanidad somos todos, y es por eso que la protesta ha de ser colectiva y unitaria, recogiendo a todos los actores que participamos de la Salud.

Por ello, hemos establecido una red de contactos que incluye organizaciones por la defensa de la sanidad, organizaciones anti privatización, asociaciones de pacientes y otros estudiantes y profesionales de la sanidad en todos sus ámbitos. También centros sociales, asociaciones de vecinos et al.

Queremos contar con vuestra presencia en la convocatoria, queremos que esto tenga la máxima difusión y contar con el apoyo de toda la ciudadanía que se oponga a que recorten un derecho básico como es el de la asistencia sanitaria. Nuestra idea e intención es que cada cual se presente allí como individual sin simbología de partidos, sindicatos ni asociaciones. Por eso, agradecemos la difusión y apoyo máximo para que esta acción pueda tener una amplia repercusión.


Los estudiantes de Medicina acudiremos con nuestras batas, simbolizando así que nos dedicamos a los pacientes en las facultades, en las consultas y en los hospitales pero también en las calles. Invitamos a todos los profesionales sanitarios a que hagan lo mismo, acudir con su ropa de trabajo al lugar de la convocatoria. Igualmente, estamos trabajando en la elaboración de camisetas blancas que unifiquen la protesta con un logo y un eslogan para todos aquellos que se presenten como usuarios del sistema sanitario.

Estamos en pleno proceso de coordinación y organización de la protesta así que esperamos contar con vuestro apoyo y participación, ya que nuestra Sanidad pública está seriamente amenazada, y creemos que todas las iniciativas son pocas para demostrar nuestra oposición al proceso de privatización y recortes que ya está avanzado.

¡Demostremos que estamos list@s para alzar la voz!