Tenemos Motivos

27 abr

El Sistema Nacional de Salud se encuentra seriamente amenazado. Las continuas políticas de recorte y reestructuración sanitaria llevadas a cabo, se aceleran en un contexto de crisis multisistémica que no ha tenido precedentes y que facilitará el desmantelamiento de un derecho fundamental de cualquier ser humano, el derecho a la protección de su salud.

Ante un panorama sociopolítico desolador queremos ofrecer un punto de inflexión y de debate, invitando a toda la ciudadanía a manifestar su indignación y descontento contra las estructuras formales de representación (partidos políticos y sindicatos), los medios de comunicación, los mercados, la apatía social y cualquier otro elemento que esté minando nuestro Sistema Nacional de Salud. Es hora de generar un cambio y ser dueños y protagonistas de nuestra propia realidad.

5 argumentos para la indignación en sanidad:

  • ·Sanidad Instrumentalizada: estamos cansados de que los partidos políticos utilicen nuestra Sanidad como moneda de cambio, pervirtiendo su uso y utilizándola para satisfacer intereses electoralistas sin que imperen unos criterios mínimos de responsabilidad y sostenibilidad del bienestar común (1).

 

  • ·Sanidad sostenible: poner en duda la solvencia económica de nuestra sanidad es un argumento falaz y malintencionado. Nuestro Sistema Nacional de Salud genera un gasto público (6,5% del PIB) por debajo de la media de la OCDE (6,8%) y de la UE-15 (7,3%) (2) (3). Hemos de ser conscientes de que la sostenibilidad económica del Estado se encuentra gravemente amenazada desde otros contexto: evasión fiscal estimada en un 23,8% del PIB, impuestos poco justos u otras deudas ministeriales mucho mayores (en defensa, por ejemplo, 30.000 millones de €, una cifra extremadamente superior a la de sanidad) (4). La sostenibilidad del Sistema Nacional de Salud ha de significar que se pueda garantizar la asistencia universal e integral de cualquier persona que viva en nuestro territorio sin exclusión de ningún tipo.

     

  • ·Sanidad mejorable: aunque la sostenibilidad económica de nuestro Sistema Nacional de Salud es perfectamente demostrable, nos enfrentamos a una estructura que necesita serias mejoras. Resulta urgente una evaluación detenida y sosegada de los servicios sanitarios que permita identificar las verdaderas ineficiencias del mismo, así como aquellos elementos organizativos que, de forma perversa, ponen en duda su correcto funcionamiento (5). El estudio de la variabilidad en la práctica clínica y un desarrollo de la misma fundamentado en el uso adecuado de la medicina basada en la evidencia y de tecnologías  sanitarias son elementos imprescindibles para llevar a cabo esta tarea (6) (7). Una desinversión inteligente en sanidad no equivale a políticas de recorte indiscriminado (8).
  • ·Sanidad malintencionada: las actuales reformas de nuestro Sistema Nacional de Salud, tanto a nivel nacional como autonómico, se están llevando a cabo de forma improvisada y conscientemente malintencionada. Dichas reformas responden no tanto a demandas concretas de la ciudadanía sino al dictamen externo del mercado y “tecnócratas”. Sus consecuencias a largo plazo (deterioro de la salud y bienestar de la población (9) (10) (11), más endeudamiento (14) y descontento con nuestros servicios sanitarios) serán los elementos que justifiquen la puesta en venta de un derecho fundamental: la protección de la salud. Todo ello acompañado de una paulatina pérdida de soberanía sobre nuestros servicios básicos que ya estamos sufriendo.
  • ·Sanidad en venta: los criterios económicos de contención del déficit, la adaptación de la sanidad a modelos propios del mercado y el incentivo gubernamental de la gestión público-privada, han convertido nuestro Sistema Nacional de Salud en una jugosa mercancía con la que especular. La gestión mixta, sin haber demostrado en experiencias previas utilidad clara (salvo para el capital privado) (12) (13) (14) (15) se está extendiendo peligrosamente, cerrando un círculo vicioso que no podremos romper.
 
(1) Peiró S, Artells Herrero JJ, Meneu R. Identificación y priorización de actuaciones de mejora de la eficiencia en el Sistema Nacional de Salud. Gac Sanit. 2011; 25:95-105.
(2) OECD Health Data 2011
(3) European Commision. Eurostat. Statistics, Health care expenditure. Consultado el 1/5/2012.http://epp.eurostat.ec.europa.eu/portal/page/portal/health/public_health/data_public_health/database
(4) Defensa finiquita los grandes programas de armas y reduce el número de militares. Publicado en elmundo.es. Consultado el 1/5/2012. http://www.elmundo.es/elmundo/2012/04/03/espana/1333459522.html
(5) Eirea Eiras C, Ortún Rubio V. Incentivos financieros en la mejora de la calidad asistencial. Informe SESPAS 2012. Gac Sanit. 2012. doi:10.1016/j.gaceta.2011.11.006
(6) Bernal-Delgado E, Ortún-Rubio V. La calidad del Sistema Nacional de Salud: base de su deseabilidad y sostenibilidad. Gac Sanit. 2010; 24:254-8. 3.
(7) La sanidad pública ante la crisis. Recomendaciones para una actuación pública sensata y responsable. Documentos de debate. Asociación Economía de la Salud.
(8) Gutiérrez-Ibarluzea I. Desinversión basada en la evidencia en España. Aten Primaria. 2010 doi:10.1016/j.aprim.2010.09.003.
(9) Stuckler D, Basu S, McKee M. Budget crises, health, and social welfare programmes. BMJ 2010; 340: 77-79
(10) Kentikelenis A, Karanikolos M, Papanicolas I, Basu S, McKee M, Stuckler D. Health effects of financial crisis: omens of a Greek tragedy. Lancet 2011 doi:10.1016/S0140-6736(11)61556-0
(11) Stuckler D, Basu S, Suhrcke M, Coutts A, McKee M. The public health effect of economic crises and alternative policy responses in Europe: an empirical analysis. Lancet 2009; 374: 315-323.
(12) Pollock A M, Price D, Liebe M. Private finance initiatives during NHS austerity. BMJ 2011;342:d324
(13) Pollock A M, Shaoul J, Vickers N. Private finance and “value for money” in NHS hospitals: a policy in search of a rationale? BMJ 2002; 342: 1205–1209. 
(14)   O’Dowd A. PFI projects cost the taxpayer an extra £1bn at the height of the credit crisis. BMJ 2010;341:c7125 
(15) Treasury Select Committee Report on PFI Funding. UK Parliament.
About these ads

2 comentarios to “Tenemos Motivos”

  1. Lina 19 de abril de 2013 at 6:39 #

    Greetings from Carolina! I’m bored to death at work so I decided to browse your blog on my iphone during lunch break. I love the info you provide here and can’t
    wait to take a look when I get home. I’m shocked at how quick your blog loaded on my cell phone .. I’m not even using
    WIFI, just 3G .. Anyhow, great site!

  2. Finally, after browsing http://sospublica.wordpress.
    com/2012/04/27/tenemos-motivos/ for quite some time, I found a site from which I
    was able to really acquire helpful details regarding the studies and
    the knowledge that I want. There need to be more
    things like this on Dotclear

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

A %d blogueros les gusta esto: